Veredicto desproporcionado contra Alberto Contador. Nos escribe Gerardo Fuster

Vamos a comentar algo en torno a este acontecimiento que ha acaparado la atención actual a raíz de la decisión condenatoria emitida por el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS), un veredicto casi definitivo a no ser que los abogados de Contador, el afectado, procedan a recurrir la sentencia a la justicia ordinaria.
Este es un caso que nos ha dolido profundamente y nos sigue doliendo. Afecta en directo al deporte ciclista, que tantas páginas de gloria y admiración nos ha deparado con el paso de los años. Constituye un durísimo golpe para todos nosotros los que seguimos muy de cerca sus vicisitudes, sus grandezas y sus contrariedades, que las ha tenido siempre, dicho sea de paso. La noticia, somos sinceros en decirlo, nos ha conmovido pero no nos ha sorprendido en lo más mínimo, aunque quedara un hilo remoto de esperanza que pudiera torcer el rumbo de los hechos.
Lo peor de toda esta historia un tanto triste es que Contador ha sido víctima de un golpe que creemos sumamente desproporcionado frente a los hechos que se le han imputado. A fin de cuentas le han supuesto dos años de inhabilitación, en parte ya contabilizados, hasta le fecha del 5 de agosto del presente actual, con la pérdida definitiva y notable de su tercer Tour de Francia, que lideró en 2010, y, a su vez, es desposeído de su segunda victoria en el Giro de Italia del pasado año. De la misma manera de nada le sirvió el triunfar en la Volta a Catalunya, y otras victorias secundarias que le valieron sumar un total de doce triunfos. Todo ha quedado en nada. Por si fuera poco, el TAS propone una decisión a requerimiento de la UCI de imponer una multa económica de nada menos 2.485.000 euros ¡casi nada!
Vale la pena recordar que el Comité de Competición de la Federación Española de Ciclismo, a la cual se le remitió, en primera instancia, el correspondiente Expediente de dopaje del ciclista Contador, dictó tras concienzudo estudio de la materia un año de suspensión por habérsele detectado un positivo de clembuterol, en cantidad mínima -50 picogramos- en su orina, como consecuencia del análisis practicado el 20 de julio de 2010 en la jornada de descanso del Tour de Francia en la ciudad de Pau. Aquella resolución inicial y no definitiva dada por la Federación, fue impugnada por el mismo Contador, consiguiendo nuestro representante que se le exonerara la pena dejándola a cero. La Unión Ciclista Internacional (UCI) y la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), al no estar conformes, requirieron la intervención de TAS, con el deseo de que fueran respetados los dos años de sanción que ellos habían solicitado tras haber estudiado a fondo el Expediente. Y así se ha llegado al final por una senda tortuosa, con algunas vaguedades más o menos confusas.
Hay que exponer que el Reglamento vigente editado por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), es un tanto explícito, en el Artículo 10.5.2, afirmando: “…que partiendo de un principio de responsabilidad objetiva hace responsable al deportista de los productos prohibidos que hallen en su organismo aunque sea por ingesta accidental”. Recalcamos que en el reglamento actual vigor se contempla con claridad que el clembuterol es considerado un producto de dopaje, aunque se detecte una cantidad mínima, ínfima. La palabra de positivo persiste y no se hacen constar ni porcentajes, ni consabidos límites hacia arriba o hacia abajo. O hay clembuterol o no lo hay. No hay más razones a las que uno pueda invocar.
En principio de amparo que siempre ha alegado Alberto Contador para defenderse ante la justicia es que consumió una carne, solomillo, que adquirió el señor López Cerrón, en una tienda de prestigio emplazada en la población de Irún, que posiblemente llevaba este producto prohibido, producto totalmente vetado en nuestra península como acontece en la mayoría de otros países europeos. En este sentido existen rigurosos controles al respecto. Lo malo de toda esta historia tan rocambolesca es que Contador no ha podido demostrar con hechos fehacientes que aquella carne que tomó estaba contaminada. El tiempo pasó y la carne no pudo ser contrastada. Valen, o valían, las palabras y más palabras vertidas por Alberto Contador. Pero las palabras contundentes expresadas por nuestro valioso campeón de pedal perdían su valor intrínseco sin estar avaladas por un hecho real que lo demostrara. Las palabras con el tiempo se las lleva desgraciadamente el viento. Es triste reconocerlo.
Fallo desproporcionado, así lo hemos creído. Sin embargo, todo me hace suponer, es nuestra opinión, que los organismos oficiales encargados del caso se han afanado en imponer un acentuado rigor en esta sentencia al objeto de tratar de paliar siquiera en algo los desmanes que se van produciendo en el campo del deporte ciclista por parte de algunos pocos corredores, que aún quedan. Cada dos por tres nos cae una noticia de esta índole y así va quedando un rosario de ciclistas que han sido y serán castigados. El circulo contra el dopaje, quieras o no, se va cerrando paulatinamente a los tramposos entre los cuales incluimos también a otros responsables como son los preparadores, masajistas, médicos y orientadores que dirigen a los diversos equipos o formaciones. Los males están allí y no es tarea fácil el ir eliminando a esta clase de lacra que ensombrece la realidad ciclista y que tanto nos perjudica. Contador, repetimos, ha pagado en cierto modo los platos rotos de los que no se comportaron como se debían comportar. Es un motivo injusto, ya lo sabemos, pero que no nos queda otro camino para soportarlo con entereza.

Gerardo Fuster

Comments

  1. A mí me gustaría saber qué beneficios exactos provee el consumo de clembuterol por parte de un deportista. De esto apenas se ha hablado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: